Un sitio oficial del Gobierno de Estados Unidos.

Estamos realizando cambios en espanol.epa.gov. Si la información que está buscando no está disponible aquí, podría encontrarla en el Archivo Web de la EPA o en la captura de pantalla del sitio web de EPA del 19 de enero de 2017 (en inglés).

Calculadora de equivalencias de gases de efecto invernadero - Cálculos y referencias

Esta página describe los cálculos utilizados para convertir la cantidad de emisiones de gases de efecto invernadero en diferentes tipos de unidades equivalentes. Ir a la página de la calculadora de equivalencias para obtener más información.

Una nota sobre potenciales de calentamiento global (GWP, en inglés): Algunas de las equivalencias en la calculadora se informan como equivalentes de CO2 (CO2E). Estas se calculan mediante los GWP del Cuarto Informe de Evaluación del Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático.

Reducciones de electricidad (kilovatios-hora)

La calculadora de equivalencias de gases de efecto invernadero usa la tasa de emisión marginal de CO2 promedio ponderada de los EE. UU. de la herramienta AVERT (para sus siglas en inglés -- AVoided Emissions and geneRation Tool). Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés). Para convertir las reducciones de kilovatios-hora en unidades de emisiones de dióxido de carbono evitadas.

La mayoría de los usuarios de la calculadora de equivalencias que buscan equivalencias de emisiones relacionadas con la electricidad desean conocer las equivalencias de las reducciones de emisiones de los programas de eficiencia energética (EE, por sus siglas en inglés) o energía renovable (RE, por sus siglas en inglés). Calcular los efectos de la emisión de EE y RE sobre la red de electricidad requiere calcular la cantidad de emisiones y generación con combustibles fósiles desplazadas por EE y RE. Un factor marginal de emisiones es la mejor representación para calcular qué unidades con combustibles fósiles EE/RE están desplazando en toda la flota de fósiles. Por lo general, no se considera que los programas de EE y RE afecten las centrales eléctricas de carga básica que funcionan todo el tiempo, sino las centrales eléctricas marginales que se ponen en línea como necesarias para satisfacer la demanda. Por lo tanto, AVERT proporciona un factor marginal nacional de emisiones para la calculadora de equivalencias.

Factor de emisión

1,558.8 lb de CO2/MWh × (4.536 × 10-4 toneladas métricas/lb) × 0.001 MWh/kWh = 7.07 × 10-4 toneladas métricas de CO2/kWh
(datos de la tasa de emisión marginal de CO2 promedio ponderada de los EE. UU de AVERT del año 2018)

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Galones de gasolina consumidos

En el preámbulo de la reglamentación conjunta de la EPA y el Departamento de Transporte del 7 de mayo del 2010 que estableció los estándares iniciales de economía de combustible del Programa nacional para los modelos de los años 2012-2016, las agencias indicaron que habían acordado usar un factor de conversión común de 8,887 gramos de emisiones de CO2 por galón de gasolina consumida (Registro Federal). 

Como referencia, para obtener la cantidad de gramos de CO2 emitidos por galón de gasolina quemada, el contenido de calor del combustible por galón puede multiplicarse por kg de CO2 por contenido de calor del combustible.

Este valor implica que todo el carbón en la gasolina se convierte a CO(IPCC 2016).

Cálculo

8,887 gramos de CO2/galón de gasolina = 8.887 × 10-3 toneladas métricas de CO2/galón de gasolina

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Galones de diésel consumidos

En el preámbulo de la reglamentación conjunta de la EPA y el Departamento de Transporte del 7 de mayo del 2010 que estableció los estándares iniciales de economía de combustible del Programa nacional para los modelos de los años 2012-2016, las agencias indicaron que habían acordado usar un factor de conversión común de 10,180 gramos de emisiones de CO2 por galón de diésel consumido.

Como referencia, para obtener la cantidad de gramos de CO2 emitidos por galón de diésel quemado, el contenido de calor del combustible por galón puede multiplicarse por kg de CO2 por contenido de calor del combustible.

Este valor implica que todo el carbón en el diésel se convierte en CO(IPCC 2016).

Cálculo

10,180 gramos de CO2/galón de diésel = 10.180 × 10-3 toneladas métricas de CO2/galón de diésel

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Vehículos de pasajeros por año

Los vehículos de pasajeros se definen como vehículos de 2 ejes y 4 llantas, e incluyen automóviles de pasajeros, furgonetas, camionetas y vehículos deportivos/utilitarios. En 2017, el promedio ponderado de la economía de combustible combinada de automóviles y camiones ligeros fue de 22.3 millas por galón. (FHWA 2019, por sus siglas en inglés) El promedio de millas viajadas en vehículo (VMT, por sus siglas en inglés) en 2017 fue de 11,484 millas por año. (FHWA 2019).

En 2017, la proporción de las emisiones de dióxido de carbono y el total de emisiones de gases de efecto invernadero (incluido el dióxido de carbono, el metano y el óxido nitroso, todos expresados como equivalentes del dióxido de carbono) para los vehículos de pasajeros fue de 0.989. (EPA 2019).

La cantidad de dióxido de carbono emitido por galón de gasolina de motor quemada es de 8.89 × 10-3 toneladas métricas, según se calcula en la sección anterior “Galones de gasolina consumidos”.

Para determinar las emisiones de gases de efecto invernadero anuales por vehículo de pasajeros, se utilizó la siguiente metodología: La VMT se dividió por el rendimiento promedio de la gasolina con el fin de determinar los galones de gasolina consumidos por vehículo por año. Los galones de gasolina consumidos se multiplicaron por el dióxido de carbono por galón de gasolina para determinar el dióxido de carbono emitido por vehículo por año. Las emisiones de dióxido de carbono luego se dividieron por la proporción de las emisiones de dióxido de carbono y el total de emisiones de gases de efecto invernadero para dar cuenta de las emisiones de óxido nitroso y metano de los vehículos.

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

8.89 × 10-3 toneladas métricas de CO2/galón de gasolina × 11,484 VMT promedio de automóvil/camión × 1/22.3 millas por galón promedio de automóvil/camión × 1 de CO2, CH4, y N2O/0.989 de CO2 = 4.63 toneladas métricas de CO2E/vehículo/año

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Millas recorridas por el vehículo de pasajeros promedio

Los vehículos de pasajeros se definen como vehículos de 2 ejes y 4 llantas, e incluyen automóviles de pasajeros, furgonetas, camionetas y vehículos deportivos/utilitarios.

En 2017, el promedio ponderado de la economía de combustible combinada de automóviles y camiones ligeros fue de 22.3 millas por galón (FHWA 2019). En 2017, la proporción de las emisiones de dióxido de carbono y el total de emisiones de gases de efecto invernadero (incluido el dióxido de carbono, el metano y el óxido nitroso, todos expresados como equivalentes del dióxido de carbono) para los vehículos de pasajeros fue de 0.989 (EPA 2019).

La cantidad de dióxido de carbono emitido por galón de gasolina de motor quemada es de 8.89 × 10-3 toneladas métricas, según se calcula en la sección anterior “Galones de gasolina consumidos”.

Para determinar las emisiones de gases de efecto invernadero anuales por milla, se utilizó la siguiente metodología: las emisiones de dióxido de carbono por galón de gasolina se dividieron por el promedio de la economía de combustible de vehículos con el fin de establecer el dióxido de carbono emitido por milla viajada por un vehículo de pasajeros típico. Las emisiones de dióxido de carbono luego se dividieron por la proporción de las emisiones de dióxido de carbono y el total de emisiones de gases de efecto invernadero para dar cuenta de las emisiones de óxido nitroso y metano de los vehículos.

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

8.89 × 10-3 toneladas métricas de CO2/galón de gasolina × 1/22.3 millas por galón promedio de automóvil/camión × 1 CO2, CH4, y N2O/0.989 de CO2 = 4.03 x 10-4 toneladas métricas de CO2E/milla

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Termias y Mcf de gas natural

Las emisiones de dióxido de carbono por termia se determinan al convertir un millón de unidades térmicas británicas (mmbtu) en termias, luego al multiplicar el coeficiente de carbono por la fracción oxidada por la proporción del peso molecular del dióxido de carbono y el carbón (44/12).

0.1 mmbtu equivale a una termia (EIA 2018). El coeficiente de carbono promedio del gas natural de la cañería que se quemó en el año 2017 es 14.43 kg de carbono por mmbtu (EPA 2019). Se asume que la fracción que se oxida a CO2 es del 100% (IPCC 2006).

Nota: Al usar esta equivalencia, tenga en cuenta que representa la equivalencia de CO2 del CO2 liberado para el gas quemado como combustible, no del gas natural liberado a la atmósfera. Las emisiones directas de metano liberadas a la atmósfera (sin quemar) son aproximadamente 25 veces más potentes que el CO2 en términos de su efecto de calentamiento en la atmósfera.

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

0.1 mmbtu/1 termia × 14.46 kg de C/mmbtu × 44 kg de CO2/12 kg de C × 1 tonelada métrica/1,000 kg = 0.0053 toneladas métricas de CO2/termia

Las emisiones de dióxido de carbono por termia pueden convertirse en emisiones de dióxido de carbono por mil pies cúbicos (Mcf) usando el promedio del contenido de calor de gas natural en 2017, 10.37 termias/Mcf. (EIA 2019).

0.0053 toneladas métricas de CO2/termia x 10.37 termias/Mcf = 0.0549 toneladas

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Barriles de petróleo consumidos

Las emisiones de dióxido de carbono por barril de petróleo crudo se determinan al multiplicar el contenido de calor por el coeficiente de carbono por la fracción oxidada por la proporción del peso molecular del dióxido de carbono y el del carbono (44/12).

El contenido de calor promedio del petróleo crudo es de 5.80 mmbtu por barril (EPA 2019). El coeficiente de carbono promedio del petróleo crudo es 20.31 kg de carbono por mmbtu (EPA 2019). Se asume que la fracción que se oxida es del 100% (IPCC 2006).

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

5.80 mmbtu/barril × 20.31 kg de C/mmbtu × 44 kg de CO2/12 kg de C × 1 tonelada métrica/1,000 kg = 0.43 toneladas métricas de CO2/barril

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Camiones cisterna llenados con gasolina

La cantidad de dióxido de carbono emitido por galón de gasolina de motor quemada es de 8.89 × 10-3 toneladas métricas, según se calcula en la sección anterior “Galones de gasolina consumidos”. Un barril equivale a 42 galones. Un camión cisterna de gasolina típico contiene 8,500 galones.

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

8.89 × 10-3 toneladas métricas de CO2/galón × 8,500 galones/camión cisterna = 75.54 toneladas métricas de CO2/camión cisterna

Para obtener más información, visite lapágina Cálculos y referencias (en inglés).

Cantidad de bombillas incandescentes reemplazadas por bombillas de diodos emisores de luz

Una bombilla de diodos emisores de luz (LED) de 9 vatios produce la misma salida de luz que una bombilla incandescente de 43 vatios. La energía anual consumida por una bombilla se calcula al multiplicar la potencia (43 vatios) por el uso diario promedio (3 horas/día) por la cantidad de días por año (365). Suponiendo que se trata de un uso diario promedio de 3 horas por día, una bombilla incandescente consume 47.1 kWh por año y una bombilla LED consume 9.9 kWh por año (EPA 2016). El ahorro de energía anual por reemplazar una bombilla incandescente por una bombilla LED equivalente se calcula al sustraer el consumo de energía anual de la bombilla LED (9.9 kWh) del consumo de energía anual de la bombilla incandescente (47.1 kWh).

Las emisiones de dióxido de carbono reducidas por bombilla cambiada de una incandescente a una de diodos emisores de luz se calculan al multiplicar el ahorro de energía anual por la tasa de emisión marginal de dióxido de carbono promedio ponderada nacional para la electricidad suministrada. La tasa de emisión marginal de dióxido de carbono promedio ponderada nacional para la electricidad suministrada en 2018 fue de 1,558.8 lb de CO2 por megavatio-hora, que representa las pérdidas durante la transmisión y la distribución (EPA 2019).

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

34 vatios x 3 horas/día x 365 días/año x 1 kWh/1,000 Wh = 37.2 kWh/año/bombilla reemplazada

37.2 kWh/bombilla/año x 1,558.8 libras de CO2/MWh de electricidad suministrada x 1 MWh/1,000 kWh x 1 tonelada métrica/2,204.6 lb = 2.63 x 10-2 toneladas métricas de CO2/bombilla reemplazada

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Uso doméstico de la electricidad

En 2018, 120.3 millones de hogares en los Estados Unidos consumieron 1,462 mil millones de kilovatios-hora (kWh) de electricidad (EIA 2019a). En promedio, cada hogar consumió 12,146 kWh de electricidad suministrada(EIA 2019a). La tasa de salida de dióxido de carbono promedio nacional para la electricidad generada en 2016 fue de 998.4 lb de CO2 por megavatio-hora, lo que se traduce en aproximadamente 1,072.1 lb de CO2 por megavatio-hora por electricidad suministrada, asumiendo pérdidas de transmisión y distribución del 6.9 % (EIA 2019b; EPA 2018)

El consumo de electricidad doméstica anual se multiplicó por la tasa de emisión de dióxido de carbono (por unidad de electricidad suministrada) para determinar las emisiones de dióxido de carbono anuales por hogar.

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

12,164 kWh por hogar × 998.4 lb de CO2 por megavatio-hora generado × 1/(1-0.069) MWh suministrado/MWh generado × 1 MWh/1,000 kWh × 1 tonelada métrica/2,204.6 lb = 5.906 toneladas métricas de CO2/hogar.

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Uso energético en el hogar

En 2018, había 120.3 millones de hogares en los Estados Unidos (EIA 2019a). En promedio, cada hogar consumió 12,146 kWh de electricidad suministrada. El consumo de gas natural, gas licuado de petróleo y gasolina en el hogar a nivel nacional alcanzó un total de 5.02, 0.50, y 0.49 mil billones de Btu, respectivamente, en 2018 (EIA 2019a). Promediado en todos los hogares de los Estados Unidos, esto equivale a 40,190 pies cúbicos de gas natural, 45 galones de gas licuado de petróleo y 29 galones de gasolina por hogar.

La tasa de salida de dióxido de carbono promedio nacional para la electricidad generada en 2016 fue de 998.4 lb de CO2 por megavatio-hora (EPA 2018), lo que se traduce en aproximadamente 1,072.1 lb de CO2 por megavatio-hora por electricidad suministrada, asumiendo pérdidas de transmisión y distribución del 6.9 % (EPA 2018; EIA 2019b).

El promedio del coeficiente de dióxido de carbono de gas natural es de 0.0549 kg de CO2 por pies cúbicos. La fracción oxidada para el CO2 es del 100 %(IPCC 2006).

El promedio del coeficiente de dióxido de carbono de fuelóleo destilado es de 429.61 kg de CO2 por barril de 42 galones. La fracción oxidada para el CO2 es del 100 % (IPCC 2006).

El promedio del coeficiente de dióxido de carbono de gases licuados de petróleo es de 235.7 kg de CO2 por barril de 42 galones. La fracción oxidada es del 100 % (IPCC 2006).

Las cifras de consumo total de electricidad doméstica, gas natural, fuelóleo destilado y gas licuado de petróleo fueron convertidas desde sus diversas unidades a toneladas métricas de CO2 y sumadas para obtener el total de emisiones de CO2 por hogar.

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

1. Electricidad: 12,146 kWh por hogar × 998 lb de CO2 por megavatio-hora generado × 1/(1-0.069) MWh generado/MWh suministrado × 1 MWh/1,000 kWh × 1 tonelada métrica/2,204.6 lb = 5.906 toneladas métricas de CO2/hogar.

2. Gas natural: 40,190 pies cúbicos por hogar × 0.0549 kg de CO2/pies cúbicos × 1/1,000 kg/tonelada métrica = 2.21 toneladas métricas de CO2/hogar

3. Gas licuado de petróleo: 45.4 galones por hogar × 1/42 barriles/galón × 235.7 kg de CO2/barril × 1/1,000 kg/tonelada métrica = 0.25 toneladas métricas de CO2/hogar

4. Gasolina: 29.3 galones por hogar × 1/42 barriles/galón × 429.61 kg de CO2/barril × 1/1,000 kg/tonelada métrica = 0.30 toneladas métricas de CO2/hogar

Total de emisiones de CO2 por uso de energía por hogar: 5.906 toneladas métricas de CO2 por electricidad + 2.21 toneladas métricas de CO2 por gas natural + 0.25 toneladas métricas de CO2 por gas licuado de petróleo + 0.30 toneladas métricas de CO2 por gasolina = 8.67 toneladas métricas de CO2 por hogar por año.

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Cantidad de plántulas de árboles urbanos crecidas durante 10 años

Un árbol de hojas caducas o conífera de crecimiento medio, plantado en una zona urbana y que se lo deja crecer durante 10 años, captura 23.2 y 38.0 lb de carbono, respectivamente. Estos cálculos se basan en las siguientes suposiciones:

  • Los árboles de hojas caducas y coníferas de crecimiento medio son criados en viveros durante un año hasta que alcanzan 1 pulgada de diámetro a 4.5 pies por encima del suelo (el tamaño del árbol comprado en un recipiente de 15 galones).
  • Los árboles criados en viveros luego se plantan en una zona urbana/suburbana; los árboles no son densamente plantados.
  • El cálculo tiene en cuenta los “factores de supervivencia” desarrollados por el Departamento de Energía (DOE) de los EE. UU (1988). Por ejemplo, después de 5 años (un año en el vivero y 4 en la zona urbana), la posibilidad de supervivencia es del 68 %; después de 10 años, la posibilidad disminuye al 59 %. Para calcular pérdidas de árboles en crecimiento, en lugar de un censo realizado para explicar con precisión la cantidad total de plántulas plantadas en comparación con la supervivencia a una determinada edad, la tasa de captura (en libras por árbol) se multiplica por el factor de supervivencia para generar una tasa de captura ponderada por la probabilidad. Estos valores se suman por el período de 10 años, comenzando desde el momento de la plantación, para obtener el resultado de 23.2 lb de carbono por conífera o de 38.0 lb de carbono por árbol de hojas caducas.

Los cálculos de carbono capturado por coníferas y árboles de hojas caducas luego fueron ponderados por el porcentaje de participación de coníferas en comparación con los árboles de hojas caducas en ciudades de todos los Estados Unidos. De una muestra de aproximadamente 11,000 coníferas y árboles de hojas caducas en 17 ciudades principales de los EE. UU., casi el 11 % y el 89 % de árboles muestreados eran coníferas y árboles de hojas caducas, respectivamente (McPherson et al. 2016). Por lo tanto, el promedio ponderado de carbono capturado por un árbol de hojas caducas o conífera de crecimiento medio, plantado en una zona urbana y que se lo deja crecer durante 10 años, es de 36.4 lb de carbono por árbol.

Tenga en cuenta las siguientes salvedades a estas suposiciones:

  • Aunque la mayoría de los árboles tarda 1 año en un vivero para llegar a la etapa de plántula, los árboles que crecen en condiciones diferentes y los árboles de ciertas especies pueden tardar más: hasta 6 años.
  • Las tasas de supervivencia promedio en áreas urbanas se basan en suposiciones generales, y las tasas variarán significativamente según las condiciones del sitio.
  • La captura de carbono depende de la tasa de crecimiento, que varía por ubicación y otras condiciones.
  • Este método calcula solamente la captura directa de carbono, y no incluye el ahorro de energía que resulta de los edificios que reciben la sombra de la cobertura de árboles urbanos.
  • Este método se utiliza mejor como un cálculo para las áreas urbanas/suburbanas
    (es decir, parques, a lo largo de aceras, patios) con plantaciones de árboles muy dispersas y no es adecuado para proyectos de reforestación.

Para convertir a unidades de toneladas métricas de CO2 por árbol, se debe multiplicar por la proporción del peso molecular del dióxido de carbono y el del carbón (44/12) y la proporción de toneladas métricas por libra (1/2,204.6).

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

(0.11 [porcentaje de coníferas en entornos urbanos muestreados] × 23.2 lb de C/conífera) + (0.89 [porcentaje de árboles de hojas caducas en entornos urbanos muestreados] × 38.0 lb de C/árbol de hojas caducas) = 36.4 lb de C/árbol

36.4 lb de C/árbol × (44 unidades de CO2/12 unidades de C) × 1 tonelada métrica/2,204.6 lb = 0.060 tonelada métrica de CO2 por árbol urbano plantado

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Acres de bosques de los EE. UU. que almacenan carbono durante un año

Los bosques se definen aquí como bosques administrados que se han clasificado como bosques durante más de 20 años (es decir, sin incluir los bosques convertidos a/de otros tipos de uso de la tierra). Consulte el Inventario de sumideros y emisiones de gases de efecto invernadero de los EE. UU.: 1990–2017 para ver un análisis de la definición de los bosques estadounidenses y la metodología para calcular el carbono almacenado en estos bosques (EPA 2019).

Los bosques en crecimiento acumulan y almacenan carbono. Mediante el proceso de fotosíntesis, los árboles quitan CO2 de la atmósfera y lo almacenan como celulosa, lignina y otros compuestos. La tasa de acumulación es igual al crecimiento menos las extracciones (es decir, la cosecha de la producción de papel y madera) menos la descomposición. En la mayoría de los bosques estadounidenses, el crecimiento supera las extracciones y la descomposición, por lo que la cantidad de carbono almacenado a nivel nacional está en aumento en general, aunque con desaceleración.

Cálculo de bosques de los EE. UU.

El Inventario de sumideros y emisiones de gases de efecto invernadero de los EE. UU.: 1990–2017 (EPA 2019) proporciona datos sobre el cambio neto en las reservas de carbono forestal y el área forestal. Los cambios netos en el carbono atribuidos a los productos de madera cosechada no están incluidos en el cálculo.

Cambio neto anual en las reservas de carbono por área en el año t = (Reservas de carbono(t+1) - Reservas de carbonot)/Área de tierra que queda en la misma categoría de uso de la tierra

Paso 1: Determine el cambio en la reserva de carbono entre los años restando las reservas de carbono en el año t de las reservas de carbón en el año (t+1). En este cálculo, que también se encuentra en el Inventario de emisiones y disipadores de gases de efecto invernadero en EE. UU.: 1990–2017 (EPA 2019), se utilizan estimaciones del Servicio Forestal del USDA con respecto a las reservas de carbono del año 2018 menos las de 2017. (Este cálculo incluye reservas de carbono en la biomasa aérea, la biomasa subterránea, la madera muerta, la basura y los depósitos de carbono orgánico y mineral del suelo.)

Cambio neto anual en las reservas de carbono en el año 2017 = 57,687 MMT C – 57,546 MMT C = 141 MMT C

Paso 2: Determine el cambio neto anual en las reservas de carbono (es decir, captura) por área dividiendo el cambio en las reservas de carbono en los bosques de EE. UU. del Paso 1 por al área total de bosques de EE. UU. que queda en los bosques en el año t (es decir, el área de tierra que no cambió las categorías de uso de la tierra entre los períodos).

Aplicar estos cálculos del Paso 2 a los datos desarrollados por el Servicio Forestal del USDA para el Inventario de sumideros y emisiones de gases de efecto invernadero de los EE. UU.: 1990–2017 produce un resultado de 2101 toneladas métricas de carbono por hectárea (u 85 toneladas métricas de carbono por acre) para la densidad de las reservas de carbono de los bosques de los EE. UU. en 2017, con un cambio neto anual en las reservas de carbono por área en 2017 de 0.52 toneladas métricas de carbono capturado por hectárea por año (o 0.21 toneladas métricas de carbono capturado por acre por año).

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones puede no devolver los resultados exactos que se muestran.

Densidad de las reservas de carbono en el año 2017 = (57,546 MMT C × 106) / (273,623 miles de hectáreas × 103) = 210 toneladas métricas de carbono almacenado por hectárea

Cambio neto anual en las reservas de carbono por área en el año 2017 = (-141.2 MMT C × 106) / (273,623 miles de hectáreas × 103) = -0.52 toneladas métricas de carbono capturado por hectárea por año*

* Los valores negativos indican la captura de carbono.

De 2007 a 2017, la captura de carbono anual promedio por área fue de 0.53 toneladas métricas de C/hectárea/año (o 0.21 toneladas métricas de C/acre/año) en los Estados Unidos, con un valor mínimo de 0.49 toneladas métricas de C/hectárea/año (o 0.20 toneladas métricas de C/acre/año) en 2014, y un valor máximo de 0.55 toneladas métricas de C/hectárea/año (o 0.22 toneladas métricas de C/acre/año) en 2011.

Estos valores incluyen el carbono presente en las cinco reservas de bosques: biomasa aérea, biomasa subterránea, madera muerta, basura y carbono orgánico y mineral del suelo, y se basan en los datos del Inventario y análisis forestal (Forest Inventory and Anaysis, FIA) de nivel estatal. El cambio en la reserva de carbono y las reservas de carbono forestal se basan en los algoritmos y la metodología de diferencia de reservas descritos por Smith, Heath y Nichols (2010).

Factor de conversión para el carbono capturado en un año por 1 acre de bosque de los EE. UU. promedio

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones puede no devolver los resultados exactos que se muestran.

-0.21 toneladas métricas de C/acre/año* × (44 unidades de CO2/12 unidades de C) = -0.77 toneladas métricas de CO2/acre/año capturadas anualmente por un acre de un bosque de EE. UU. promedio.

* Los valores negativos indican la captura de carbono.

Tenga en cuenta que este es un cálculo para los bosques de los EE. UU. “promedio” en 2017, es decir, para los bosques estadounidenses en su totalidad en 2017. Variaciones geográficas significativas subyacen los cálculos nacionales, y los valores calculados aquí pueden no ser representativos de los estados, las regiones individuales o los cambios en la composición de las especies de acres adicionales de bosques.

Para estimar el carbono capturado (en toneladas métricas de CO2) por acres forestales adicionales en un año, simplemente multiplique la cantidad de acres por -0.77 toneladas métricas de CO2/acre/año.

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Acres de bosques de los EE. UU. preservados de la conversión a tierra de cultivo

Los bosques se definen aquí como bosques administrados que se han clasificado como bosques durante más de 20 años (es decir, sin incluir los bosques convertidos a/de otros tipos de uso de la tierra). Consulte el Inventario de sumideros y emisiones de gases de efecto invernadero de los EE. UU.: 1990–2017 para ver un análisis de la definición de los bosques estadounidenses y la metodología para calcular el carbono almacenado en estos bosques (EPA 2019).

En función de los datos desarrollados por el Servicio Forestal del USDA para el Inventario de sumideros y emisiones de gases de efecto invernadero de los EE. UU.: 1990-2017, la densidad de las reservas de carbono de los bosques de EE. UU. en 2017 fue de 210 toneladas métricas de carbono por hectárea (u 85 toneladas métricas de carbono por acre) (EPA 2019). Esta estimación está compuesta por los cinco depósitos de carbono: biomasa aérea (54 toneladas métricas de C/hectárea), biomasa subterránea (11 toneladas métricas de C/hectárea), madera muerta (10 toneladas métricas de C/hectárea), basura (13 toneladas métricas de C/hectárea) y carbono del suelo, que incluye suelos minerales (102 toneladas métricas de C/hectárea) y suelos orgánicos (21 toneladas métricas de C/hectárea).

El Inventario de sumideros y emisiones de gases de efecto invernadero de los EE. UU.: 1990-2017 estima los cambios en las reservas de carbono del suelo utilizando ecuaciones, pautas del IPCC y datos específicos de los EE. UU. del Inventario de Recursos Naturales del USDA y el modelo biogeoquímico DayCent (EPA 2019). Al calcular los cambios en las reservas de carbono en la biomasa debido a la conversión de tierras forestales a tierras de cultivo, las pautas del IPCC indican que el cambio en las reservas de carbono promedio es igual al cambio en las reservas de carbono debido a la eliminación de biomasa del uso de la tierra saliente (es decir, tierra forestal) más las reservas de carbono de un año de crecimiento en el uso de la tierra entrante (es decir, tierra de cultivo), o el carbono en la biomasa inmediatamente después de la conversión menos el carbono en la biomasa antes de la conversión más las reservas de carbono de un año de crecimiento en el uso de la tierra entrante (es decir, tierra de cultivo) (IPCC 2006). Las reservas anuales de carbono en la biomasa de las tierras de cultivo después de un año es de 5 toneladas métricas de C por hectárea, y el contenido de carbono de la biomasa aérea seca es del 45% (IPCC 2006). Por lo tanto, la reserva de carbono en la tierra de cultivo después de un año de crecimiento se calcula que es de 2.25 toneladas métricas de C por hectárea (o 0.91 toneladas métricas de C por acre).

La reserva de carbono del suelo de referencia promedio (para arcilla de alta actividad, arcilla de baja actividad y suelos arenosos para todas las regiones climáticas en los Estados Unidos) es de 40.83 toneladas métricas de C/hectárea (EPA 2019). El cambio en las reservas de carbono en los suelos depende del tiempo, con un período predeterminado de transición entre los valores de carbono del suelo de equilibrio de 20 años para suelos minerales en sistemas de tierras de cultivo (IPCC 2006). En consecuencia, se supone que el cambio en el carbono del suelo de equilibrio se anualizará durante más de 20 años para representar el flujo anual en suelos minerales y orgánicos.

Los suelos orgánicos también emiten CO2 cuando drenan. Las emisiones generadas por suelos orgánicos drenados en tierras forestales y suelos orgánicos drenados en tierras de cultivo varían en función de la profundidad del drenaje y del clima (IPCC 2006). El Inventario de sumideros y emisiones de gases de efecto invernadero de los EE. UU.: 1990–2017 estima las emisiones generadas por suelos orgánicos drenados utilizando factores de emisiones específicos de EE. UU. para tierras de cultivo y factores de emisiones predeterminados del IPCC(2014) para tierras forestales (EPA 2019).

El cambio anual en las emisiones generadas por una hectárea de suelos orgánicos drenados puede calcularse como la diferencia entre los factores de emisiones correspondientes a suelos forestales y a suelos de cultivo. Los factores de emisiones correspondientes al suelo orgánico drenado en tierras forestales templadas son 2.60 toneladas métricas de C/hectárea/año y 0.31 toneladas métricas de C/hectárea/año (EPA 2019, IPCC 2014), y el factor de emisiones promedio para el suelo orgánico drenado en tierras de cultivo para todas las regiones climáticas es 13.17 toneladas métricas de C/hectárea/año (EPA 2019).

Las pautas del IPCC (2006) indican que no hay datos suficientes para ofrecer un enfoque predeterminado o parámetros para calcular el cambio en las reservas de carbono de depósitos de materia orgánica muerta o reservas de carbono subterráneo en tierras de cultivos perennes (IPCC 2006).

Cálculo para convertir bosques de los EE. UU. en tierra de cultivo de los EE. UU.

Cambio anual en las reservas de carbono de la biomasa sobre tierras convertidas a otra categoría de uso de la tierra

∆CB = ∆CG + CConversión - ∆CL

Donde:

∆CB = Cambio anual en las reservas de carbono presentes en la biomasa sobre tierras convertidas a otra categoría de uso de la tierra (es decir, cambio en la biomasa sobre tierras convertidas de bosques a tierras de cultivo)

∆CG = Incremento anual en las reservas de carbono presentes en la biomasa debido al crecimiento en la cantidad de tierras convertidas a otra categoría de uso de la tierra (es decir, 2.25 toneladas métricas de C/hectárea sobre tierras cultivo un año después de la conversión desde terrenos forestales)

CConversión = Cambio inicial en las reservas de carbono presentes en la biomasa sobre tierras convertidas a otra categoría de uso de la tierra. La suma de las reservas de carbono en la biomasa aérea, subterránea, de madera muerta y de basura (-87.52 toneladas métricas de C/hectárea). Inmediatamente después de la conversión de tierra forestal a tierra de cultivo, se supone que la biomasa queda en cero, ya que la tierra se limpia de toda la vegetación antes de sembrar cultivos.

∆CL = Disminución anual en las reservas de biomasa debida a pérdidas por la cosecha, la recolección de leña y las perturbaciones en la tierra convertida a otra categoría de uso de la tierra (que se supone que es cero)

Por lo tanto: ∆CB = ∆CG + CConversión - ∆CL = -85.27 toneladas métricas de C/hectárea/año de reservas de carbono en la biomasa se pierden cuando la tierra forestal se convierte a tierra de cultivo en el año de conversión.

Cambio anual en las reservas de carbono en suelos minerales y orgánicos

∆CSuelo = (SOC0 - SOC(0-T))/D

Donde:

∆CSuelo = Cambio anual en las reservas de carbono en suelos minerales y orgánicos

SOC0 = Reservas de carbón orgánico en suelos en el último año del período del inventario (es decir, 40.83 tm/hectárea, las reservas de carbono en suelo de referencia promedio)

SOC(0-T) = Reservas de carbón orgánico en suelos al comienzo del período del inventario (es decir, 123 tm de C/hectárea, que incluyen 102 tm de C/hectárea en suelos minerales más 21 tm de C/hectárea en suelos orgánicos)

D = Dependencia temporal de factores de cambio en las reservas, que es el período predeterminado de transición entre los valores de carbono orgánico del suelo (Soil Organic Carbon, SOC) de equilibrio (es decir, 20 años de sistemas de tierras de cultivo)

Por lo tanto: ∆CSuelo = (SOC0 - SOC(0-T))/D = (40.83 - 123)/20 = -4.10 toneladas métricas de C/hectárea/año de C en suelo perdido.

Fuente: (IPCC 2006).

Cambio anual en la cantidad de emisiones generadas por suelos orgánicos drenados

El Inventario de sumideros y emisiones de gases de efecto invernadero de los EE. UU.: 1990–2017 emplea factores predeterminados del IPCC (2014) para suelos orgánicos drenados en tierras forestales y factores específicos de EE. UU. para tierras de cultivo. El cambio en la cantidad de emisiones generadas por suelos orgánicos por hectárea se estima como la diferencia entre los factores de emisiones correspondientes a suelos forestales orgánicos drenados y a suelos de tierras de cultivo orgánicos drenados.

∆LOrgánico = EFtierra de cultivo – EFtierra forestal

Donde:

∆LOrgánico = Cambio anual en la cantidad de emisiones generadas por suelos orgánicos drenados por hectárea

EFtierra de cultivo= 13.17 toneladas métricas de C/hectárea/año (promedio de factores de emisiones correspondientes a suelos de tierras de cultivo orgánicos en climas subtropicales, templados fríos y templados cálidos en los Estados Unidos) (EPA 2019)

EFtierra forestal= 2.60 + 0.31 = 2.91 toneladas métricas de C/hectárea/año (factores de emisiones correspondientes a suelos forestales orgánicos drenados) (IPCC 2014)

Lorgánico = 13.17 - 2.91 = 10.26 toneladas métricas de C/hectárea/año emitidas

En consecuencia, el cambio en la densidad de carbono por convertir tierras forestales a tierras de cultivo sería de -85.27 toneladas métricas de C/hectárea/año de biomasa más -4.10 toneladas métricas de C/hectárea/año de C del suelo, menos 10.26 toneladas métricas de C/hectárea/año generadas por suelos orgánicos drenados, equivalente a una pérdida total de 99.62 toneladas métricas de C/hectárea/año (o -40.32 toneladas métricas de C/acre/año) en el año de conversión. Para convertir a dióxido de carbono, se debe multiplicar por la proporción entre el peso molecular del dióxido de carbono y el del carbono (44/12) para generar un valor de -365.29 toneladas métricas de CO2/hectárea/año (o -147.83 toneladas métricas de CO2/acre/año) en el año de conversión.

Factor de conversión para el carbono capturado por 1 acre de bosque preservado de la conversión a tierra de cultivo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones puede no devolver los resultados exactos que se muestran.

-40.32 toneladas métricas de C/acre/año* x (44 unidades de CO2/12 unidades de C) = -147.83 toneladas métricas de CO2/acre/año (en el año de conversión)

*Los valores negativos indican el CO2 que NO se emite.

Para estimar el CO2 no emitido cuando se preserva un acre de bosque de la conversión a tierras de cultivo, simplemente se debe multiplicar la cantidad de acres de bosque no convertido por -147.83 tm de CO2/acre/año. Tenga en cuenta que esto representa el CO2 evitado en el año de conversión. También tenga en cuenta que este método de cálculo supone que toda la biomasa forestal se oxida durante la limpieza (de decir, ninguna biomasa quemada permanece como carbón vegetal o ceniza). También se destaca que esta estimación incluye reservas de carbono tanto en suelos minerales como en suelos orgánicos.

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Cilindros de propano usados para barbacoas en el hogar

El propano es 81.7 % carbono (EPA 2019). Se asume que la fracción que se oxida es del 100% (IPCC 2006).

Se determinaron las emisiones de dióxido de carbono por libra de propano al multiplicar el peso del propano en un cilindro por el porcentaje de contenido de carbono por la fracción oxidada por la proporción del peso molecular del dióxido de carbono y el del carbón (44/12). Los cilindros de propano varían con respecto al tamaño; a los fines de este cálculo de equivalencia, se asumió que un cilindro típico para el uso doméstico contenía 18 libras de propano.

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

18 libras de propano/1 cilindro × 0.817 libras de C/libra de propano × 0.4536 kilogramos/libra × 44 kg de CO2/12 kg de C × 1 tonelada métrica/1,000 kg = 0.024 toneladas métricas de CO2/cilindro

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Vagones de carbón quemado

El contenido térmico promedio del carbón que consumió el sector de generación de energía eléctrica en EE. UU. en el año 2017 fue de 20.92 mmbtu por tonelada métrica (EPA 2019). El coeficiente de carbono promedio del carbón que se quemó para generar electricidad en el año 2017 fue de 26.08 kilogramos de carbono por mmbtu (EPA 2019). Se asume que la fracción que se oxida es del 100% (IPCC 2006).

Se determinaron las emisiones de dióxido de carbono por tonelada de carbón al multiplicar el contenido de calor por el coeficiente de carbono por la fracción oxidada por la proporción del peso molecular del dióxido de carbono y el del carbón (44/12). Se asumió que la cantidad de carbón en un vagón promedio fue de 100.19 toneladas cortas o 90.89 toneladas métricas.

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

20.92 mmbtu/tonelada métrica de carbón × 26.08 kg de C/mmbtu × 44 kg de CO2/12 kg de C × 90.89 toneladas métricas de carbón/vagón × 1 tonelada métrica/1,000 kg = 181.85 toneladas métricas de CO2/vagón

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Libras de carbón quemado

El contenido térmico promedio del carbón que consumió el sector de generación de energía eléctrica en EE. UU. en el año 2017 fue de 20.92 mmbtu por tonelada métrica (EIA 2019). El coeficiente de carbono promedio del carbón que se quemó para generar electricidad en el año 2017 fue de 26.08 kilogramos de carbono por mmbtu (EPA 2019). La fracción que se oxida es del 100 por ciento (IPCC 2006).

Se determinaron las emisiones de dióxido de carbono por libra de carbón al multiplicar el contenido de calor por el coeficiente de carbono por la fracción oxidada por la proporción del peso molecular del dióxido de carbono y el del carbón (44/12).

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

20.92 mmbtu/tonelada métrica de carbón × 26.08 kg de C/mmbtu × 44 kg de CO2/12 kg de C × 1 tonelada métrica de carbón/2,204.6 libras de carbón x 1 tonelada métrica/1,000 kg = 9.08 x 10-4 toneladas métricas de CO2/libra de carbón

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Toneladas de residuos reciclados en vez de ser eliminados en vertederos

Con el fin de desarrollar el factor de conversión para reciclar en vez de eliminar residuos en vertederos, se utilizaron los factores de emisiones del Modelo de reducción de residuos (Waste Reduction Model, WARM) de la EPA (EPA 2019). Estos factores de conversión se desarrollaron siguiendo una metodología de evaluación durante el ciclo de vida mediante técnicas de estimación desarrolladas para inventarios nacionales de emisiones de gases de efecto invernadero. De acuerdo con el WARM, la reducción neta de emisiones del reciclado de diversos materiales reciclables (p. ej.: papel, metales, plásticos), en comparación con un punto de referencia en el cual los materiales se eliminan en vertederos (es decir, lo que representan las emisiones evitadas de la eliminación en vertederos), es de 2.94 toneladas métricas de dióxido de carbono equivalentes por tonelada corta.

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

2.94 toneladas métricas de CO2 equivalente/tonelada de residuos reciclados en vez de ser eliminados en vertederos

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Número de camiones de basura de residuos reciclados en vez de ser eliminados en vertederos

Las emisiones equivalentes de dióxido de carbono evitadas del reciclaje en vez de la eliminación en vertederos de 1 tonelada de residuos son de 2.94 toneladas métricas de CO2 equivalentes por tonelada, según se calcula en la sección anterior “Toneladas de residuos reciclados en vez de ser eliminados en vertederos”.

Se determinaron las emisiones de dióxido de carbono reducidas por camión de basura lleno de residuos al multiplicar las emisiones evitadas del reciclaje en vez de la eliminación en vertederos de 1 tonelada de residuos por la cantidad de residuos en un camión de basura promedio. Se asumió que la cantidad de residuos en un camión de basura promedio fue de 7 toneladas (EPA 2002).

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

2.94 toneladas métricas de CO2 equivalente/tonelada de residuos reciclados en vez de ser eliminados en vertederos x 7 toneladas/camión de basura = 20.58 toneladas métricas de CO2E/camión de basura de residuos reciclados en vez de ser eliminados en vertederos

Para obtener más información, visite lapágina Cálculos y referencias (en inglés).

Bolsas de basura de residuos reciclados en vez de ser eliminados en vertederos

De acuerdo con el WARM, la reducción neta de emisiones del reciclaje de diversos reciclables (p. ej., papel, metales, plásticos), en comparación con un punto de partida en el cual los materiales se eliminan en vertederos (es decir, lo que representan las emisiones evitadas de la eliminación en vertederos), es de 2.94 toneladas métricas de CO2 equivalente por tonelada corta, según se calcula en la sección anterior “Toneladas de residuos reciclados en vez de ser eliminados en vertederos”.

Se determinaron las emisiones de dióxido de carbono reducidas por bolsa de basura llena de residuos al multiplicar las emisiones evitadas del reciclaje en vez de la eliminación en vertederos de 1 tonelada de residuos por la cantidad de residuos en una bolsa de basura promedio.

Se calculó la cantidad de basura en una bolsa de basura promedio al multiplicar la densidad promedio de diversos reciclables por el volumen promedio de una bolsa de basura.

De acuerdo con los factores de conversión estándar de volumen-peso de la EPA, la densidad promedio de diversos reciclables es de 111 lb por yarda cúbica (EPA 2016a). Se asumió que el volumen de una bolsa de basura de tamaño estándar fue de 25 galones, en función de un rango típico de 20 a 30 galones (EPA 2016b).

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

2.94 toneladas métricas de CO2 equivalente/tonelada corta de residuos reciclados en vez de ser eliminados en vertederos x 1 tonelada corta/2,000 lb × 111 lb de residuos/yarda cúbica × 1 yarda cúbica/173.57 galones secos × 25 galones/bolsa de basura = 2.35 x 10-2 toneladas métricas de CO2 equivalente/bolsa de basura de residuos reciclados en vez de ser eliminados en vertederos

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Emisiones de centrales eléctricas con carbón durante un año

En 2016, un total de 293 centrales eléctricas utilizaron carbón para generar al menos el 95 % de su electricidad. Estas centrales emitieron 1,140,649,958.9 toneladas métricas de CO2 ese año.

Las emisiones de dióxido de carbono por central eléctrica se calcularon al dividir las emisiones totales de las centrales eléctricas cuya fuente principal de combustible fue el carbón por la cantidad de centrales eléctricas.

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

1,140,649,958.9 toneladas métricas de CO2 × 1/293 centrales eléctricas = 3,893,003.27 toneladas métricas de CO2/central eléctrica

Fuentes

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Cantidad de turbinas eólicas que funcionan durante un año

En 2017, la capacidad de la placa promedio de las turbinas eólicas instaladas en los EE. UU. fue de 2.32 MW (DOE 2018). El factor de capacidad eólica promedio en los EE. UU. ese año fue del 34 % (DOE 2018).

La generación de electricidad de una turbina eólica promedio se determinó al multiplicar la capacidad de la placa promedio de una turbina eólica en los EE. UU. (2.32 MW) por el factor de capacidad eólica promedio en los EE. UU. (0.34) y por la cantidad de horas por año. Se asumió que la electricidad generada de una turbina eólica instalada reemplazaría las fuentes marginales de electricidad de red.

La tasa de emisión eólica marginal anual de los EE. UU. para convertir las reducciones de kilovatios-hora en unidades de emisiones de dióxido de carbono evitadas es de 6.62 x 10-4 (EPA 2019).

Se determinaron las emisiones de dióxido de carbono evitadas por año por turbina eólica instalada al multiplicar la electricidad generada promedio por turbina eólica en un año por la tasa de emisión eólica marginal anual nacional (EPA 2019).

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

2.32 MW de capacidad promedio x 0.34 x 8,760 horas/año x 1,000 kWh/MWh x 6.6204 x 10-4 toneladas métricas de CO2/kWh reducido = 4,632 toneladas métricas de CO2/año/turbina eólica instalada

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Cantidad de teléfonos inteligentes cargados

De acuerdo con el DOE de los EE. UU., la energía consumida durante 24 horas por una batería de teléfono inteligente común es de 14.17 vatios-hora (DOE 2019). Esto incluye la cantidad de energía necesaria para cargar una batería de teléfono inteligente totalmente agotada y mantener esa carga completa durante todo el día. El tiempo promedio requerido para recargar completamente una batería de teléfono inteligente es de 2 horas (Ferreira et al. 2011). El consumo del modo de mantenimiento, también conocido como la energía consumida cuando el teléfono está completamente cargado y el cargador sigue enchufado, es de 0.14 vatios (DOE 2019). Para obtener la cantidad de energía consumida para cargar el teléfono inteligente, reste la cantidad de energía consumida en “modo de mantenimiento” (0.14 vatios por 22 horas) de la energía consumida durante 24 horas (14.17 vatios-hora).

Se determinaron las emisiones de dióxido de carbono por teléfono inteligente cargado al multiplicar el uso energético por teléfono inteligente cargado por la tasa de emisión marginal de dióxido de carbono promedio ponderada nacional por la electricidad suministrada. La tasa de emisión marginal de dióxido de carbono promedio ponderada nacional para la electricidad suministrada en 2018 fue de 1,558.8 lb de CO2 por megavatio-hora, que representa las pérdidas durante la transmisión y la distribución (EPA 2019).

Cálculo

Nota: Debido al redondeo, realizar los cálculos dados en las siguientes ecuaciones pueden no devolver los resultados exactos que se muestran.

[14.17 Wh – (22 horas x 0.14 vatios)] x 1 kWh/1,000 Wh = 0.011 kWh/teléfono inteligente cargado

0.011 kWh/carga x 1,558.8 libras de CO2/MWh de electricidad suministrada x 1 MWh/1,000 kWh x 1 tonelada métrica/2,204.6 lb = 7.84 x 10-6 toneladas métricas de CO2/teléfono inteligente cargado

Para obtener más información, visite la página Cálculos y referencias (en inglés).

Contáctenos para hacer preguntas, enviar comentarios o informar un problema.