Información general sobre los mosquitos

Casi todas las personas han tenido la experiencia desagradable de una picadura de mosquito. Las picaduras de mosquitos provocan irritación en la piel debido a una reacción alérgica a la saliva del mosquito; esto es lo que genera la protuberancia roja y la picazón. Sin embargo, una consecuencia más importante de algunas picaduras de mosquitos es la trasmisión de ciertas enfermedades graves como el paludismo, la fiebre del dengue y varias formas de encefalitis, que incluyen el virus del Nilo occidental.

Los mosquitos no solo pueden ser portadores de enfermedades que afectan a los seres humanos, sino que también pueden transmitir varias afecciones y parásitos a los que tienen predisposición de contagio perros y caballos. Dichas enfermedades pueden ser la filariasis zoonótica canina, la encefalitis equina oriental y el virus del Nilo occidental.

En los Estados Unidos, existen aproximadamente 200 especies diferentes de mosquitos que viven en hábitats específicos, evidencian conductas particulares y pican a distintos tipos de animales. A pesar de estas diferencias, todos los mosquitos comparten algunas características comunes, como las cuatro etapas del ciclo de vida del mosquito(En Inglés)

Las distintas especies de mosquitos prefieren diferentes tipos de agua estancada en donde dejar los huevos. La presencia de depredadores beneficiosos, como peces y ninfas de libélula en estanques, lagos y arroyos permanentes, por lo general, mantiene a estos espejos de agua casi sin larvas de mosquitos. No obstante, las áreas de pantanos, ciénagas, acequias obstruidas y estanques y charcos provisorios son lugares prolíficos para su reproducción. Otros lugares donde algunas especies dejan sus huevos son los siguientes:

  • Huecos en árboles.
  • Neumáticos en desuso.
  • Cubetas.
  • Juguetes.
  • Bandejas y platillos de plantas en maceta.
  • Lonas o tapas de plástico.
  • Lugares tan pequeños como tapas de botella.

Algunas de las especies de mosquitos más molestas y posiblemente peligrosas, como el mosquito tigre asiático, provienen de estos lugares.